Home / Noticias / Los afiliados al Pami podrían quedarse sin medicamentos

Los afiliados al Pami podrían quedarse sin medicamentos

 

LA CAPITAL

La obra social de los jubilados adeuda una millonaria suma a las farmacias, a quienes las droguerías ya les cortaron la provisión.

Una deuda del Pami vuelve a poner al límite a las más de 1.200 farmacias del sur de la provincia de Santa Fe. Si bien la situación se reproduce en todo el país, desde la 2ª Circunscripción del Colegio de Farmacéuticos alertaron a través de una nota enviada a la sede de la obra social de los jubilados que de no cancelarse parte de la deuda, que supera los 100 millones de pesos, no podrán renovar el stock de medicamentos.

   “Esto significa que no habrá remedios para venderles ni a los jubilados y pensionados ni al resto de los afiliados de las obras sociales, porque los farmacéuticos no tienen más espalda para soportar el atraso en los pagos y las droguerías cortaron los créditos”, alertó el presidente del colegio en Rosario, Cándido Santa Cruz.

   Si bien la baja del 8 por ciento acordada por la Nación con la industria farmacéutica viene dando un respiro en los mostradores, la caída en las ventas en general y de medicamentos en particular, venía ahorcando también al sistema.

   De hecho, en los últimos tramos de la gestión macrista a nivel nacional, mientras la Confederación Farmacéutica Argentina (Cofa) alertaba sobre la caída de las ventas en farmacias, el sistema de salud municipal tuvo que duplicar entre diciembre de 2017 y diciembre de 2018 la inversión en remedios, y tenía registrado para octubre de ese año un 15 por ciento de pacientes de Pami que recurrían a guardias, internaciones y centros de salud públicos.

   Lo cierto es que la obra social de jubilados y pensionados le debe a la red de farmacias del sur santafesino, que suman unos 1.200 comercios, más de cien millones de pesos.

   El titular del Colegio de Farmacéuticos detalló que ese pasivo corresponde “al 30 por ciento de la facturación mensual que ya está vencida de los períodos de septiembre y octubre de 2019, y del 50 por ciento de noviembre”.

   Es más, adelantó que en las próximas horas habrá “un nuevo vencimiento grande” y le puso fecha para este viernes.

Sin más espaldas

Lo que los farmacéuticos explican a la nueva directora Ejecutiva de Pami, Luana Volnovich, en una nota fechada el 3 de enero pasado, es “la grave situación económica financiera” que atraviesan, y requieren una respuesta urgente para poder hacer frente al escenario.

   “Lo que está sucediendo en las farmacias es que al tener cortado el crédito de las droguerías y no recibir ningún pago de la deuda, no se puede renovar el stock de medicamentos, hoy por hoy las farmacias están liquidando ese stock y una vez que se termine lo que va a pasar es que no tendrán medicamentos para vender ni a los afiliados del Pami ni a ningún otro”, señaló el representante del sector.

   Cándido aclaró que eso sucede fundamentalmente con los remedios para enfermedades crónicas y, en muchos casos de alto costo, y apuntó: “En estos días cualquier farmacéutico piensa dos veces en reponer una insulina que cuesta por encima de los seis mil pesos”.

   Como contracara, señaló que una de las ventajas que tiene Santa Fe es “contar desde el principio con la ley de genéricos”, lo que según el dirigente “hace que se le pueda dar una mano a los pacientes ante los incrementos que se vinieron dando en los últimos tiempos”.

   Así y todo, consideró que las últimas medidas del gobierno nacional de reducir en un 8 por ciento los precios de los medicamentos, no beneficia tanto a los pacientes de Pami —que mayoritariamente tienen descuentos del 80 por ciento—, sino sobre todo al resto de las obras sociales.

   “De todos modos es una medida que traerá alivio a la gente y a los mostradores”, opinó.

Se incrementa la atención en efectores públicos

Si bien hay expectativas, tampoco hay holgura en la red de salud pública municipal a la hora de analizar la situación de provisión de insumos básicos para el funcionamiento del sistema.

   Es que si bien las autoridades de la cartera sanitaria local mantienen un diálogo abierto, eso no quita que están obligados a mantener una renegociación permanente con los proveedores de insumos.

   Esa realidad se incrementa aún más cuando las medidas nacionales de congelamiento del precio de los medicamentos no impactan tanto en el sector público como sí en el privado.

   “Podríamos decir que antes en las farmacias del sistema pública se trabajaba con un stock ideal de medicamentos, para varios meses, y hoy esa realidad se ajustó y bastante”, indicaron fuentes de la Secretaría de Salud Pública municipal.

   En tal sentido, remarcaron que las líneas de diálogo y negociación con los proveedores siempre están abiertas.

   Por otro parte, pusieron de relieve el importante flujo de afiliados del Pami que retiran medicamentos de las farmacias de hospitales y centros de salud municipales.

   Es más, ya en 2017 se contaban en más de 13 mil los afiliados al Pami que debían recurrir a la asistencia de medicamentos por parte del Estado municipal.

   A esa realidad, se sumó en los últimos años un promedio de cien internaciones mensuales de jubilados y pensionados en efectores de la red de salud de la ciudad.

About Radio Angelica

Check Also

Las Colonias: Chocaron dos motos falleciendo uno de sus conductores

Cerca de las 21 de este miércoles se produjo un accidente de tránsito en ruta …

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *